-->

¡Esclavitúd en la Iglesia!

(Congregación)

Estad, pues, firmes en la libertad con que Cristo nos hizo libres, y no estéis otra vez sujetos al yugo de esclavitud (Gál: 5: 1)…”

Como decía un predicador en cierta ocasión... 
Este es uno de esos temas de los que no me gustaría escribir, pero siento en este día en especial escribir sobre ello, porque aunque en ocasiones lo queramos negar, a veces las llamadas Iglesias, asambleas, centros de reunión o (Congregaciones Cristianas), HOY se han convertido en lugares de esclavitud… (Luc: 11:46) Y él dijo: ¡Ay de vosotros intérpretes de la ley! porque cargáis a los hombres con cargas que no pueden llevar, y vosotros ni aun con un dedo las tocáis.

Según la Real Academia de la Lengua Española…

Esclavitúd: metafóricamente significa la sujeción a las pasiones y efectos del alma... Y un esclavo es el hombre o la mujer que son siervos o cautivos de algo o de alguien y  que no tienen libertad.  

Esclavo… Viene del Latín “Sirvients”… es el que se sujeta y se rinde ciegamente a sus propios deseos y pasiones “adulterios, fornicaciones, borracheras, enemistades, pereza, mal genio, desorden, lascivias, etc.” 

Esclavo es una palabra expresiva del que trabaja mucho… Esclavo es la persona que ¡está sin perdonar!…  Y con especialidad se aplica al que anda a todas horas cuidando su casa, no perdiendo ocasión para su conservación.

  1. Exhortación contra la esclavitúd…
En (Gál: 1:10-12) el apóstol Pablo les exhortó respecto del porqué ellos seguían siendo esclavos de un  supuesto “evangelio” conforme al antiguo pacto (Heb: 8:13), al cuál seguían obedeciendo y sometiéndose por indicación de los discípulos de Jesús, y no siguiendo la dirección de libertad dada por el Espíritu de Dios.  Él les había predicado la verdad  de Dios que a ellos les cubría en bendición conforme a su tiempo pero ellos volvieron a esclavitúd, pervirtiendo con ello el verdadero evangelio de Cristo… Y les dijo:

“Yo no ando buscando que la gente apruebe lo que digo. Ni ando buscando quedar bien con nadie. Si así lo hiciera, ya no sería yo un servidor de Cristo. ¡Para mí, lo importante es que Dios me apruebe!”  (Traducción en lenguaje actual).  

Parece fuerte esta palabra, pero a pesar de que el “Evangelio de Jesucristo” NO necesita defensa, el apóstol escribió en (2Cor: 2:17) lo siguiente:  “Pues no somos como muchos, que medran falsificando la palabra de Dios, sino que con sinceridad, como de parte de Dios, y delante de Dios, hablamos en Cristo…”

Impartamos ¡Libertad y no esclavitúd! Con nuestra manera de predicar…

“Porque vosotros, hermanos a libertad fuisteis llamados; solamente que no uséis la libertad como ocasión para la carne, sino servíos por amor los unos a los otros” (Gál: 5:13). Por esta causa era que el apóstol Pablo les pedía a sus discípulos  que lo apoyaran espiritualmente  para que cuando él “Abrir la boca le fuera dada palabra, para dar a conocer con denuedo el misterio del evangelio, y para que ¡Hablara de él, como debía hablar! (Efe: 6:19-20) impartiendo ¡Libertad y no esclavitúd!

Sant@s en Dios… “Estemos  firmes en la libertad que tenemos en Cristo, y no sujetos a yugos de esclavitud.” Esto quiere decir que después de la cruz, si la vida del hombre o la mujer  siguen siendo regidas por tradiciones, ordenanzas, mandamientos, ceremonias naturales y demás… ¡De nada les está aprovechando Cristo! pues  vinimos al mundo en libertad, estamos en libertad, viviremos en liberta y partiremos de este mundo en libertad… 

A los Galacianos de su tiempo Pablo les dio un ejemplo indicándoles la consecuencia que  traía a sus vidas el volverse de nuevo a la  esclavitúd de la cual habían salido, diciéndoles: “Todo hombre que se circuncida está obligado a guardar toda la ley” pues “De Cristo os desligasteis, los que por la ley os justificáis; de la gracia habéis caído”


  1. ¿Por qué las llamadas Iglesias se han convertido en lugares de esclavitud…?
Para que tomemos una idea veamos tan solo tres puntos especiales y dejemos que sea el Señor mismo quien nos guíe por Su espíritu… (Juan: 8: 32).

A.- Por Incredulidad:

Lo primero que debemos entender es que nada de lo que fue dicho por el Señor para que se cumpliera a favor de sus hijos, dejó de cumplirse… Pues “Dios  no es hombre, para que mienta, ni hijo de hombre para que se arrepienta” Él dijo, y lo hizo Habló, y lo ejecutó (Núm: 23:19).

1)  Jesús después de haber cumplido Su propósito en la cruz, exclamo diciendo: “Todo está consumado”… Aunque muchos todavía no han aceptado la obra de Jesús  y el cumplimiento de su palabra. “A lo suyo vino” y lo hizo todo… (Juan: 1: 11).

2)   750 años antes de que Jesús viniera al mundo el profeta Isaías se los había dicho: “Porque Jehová es nuestro juez, Jehová es nuestro legislador, Jehová es nuestro Rey; él mismo nos salvará.” Y en ese tiempo, “No dirá el morador estoy enfermo”; al pueblo que more en esa tierra le será perdonada la iniquidad.  “Sepultará las iniquidades, y echará en lo profundo del mar todos los pecados.”  “Cumplirá la verdad a Jacob, y a Abraham la misericordia, que juró a los padres desde tiempos antiguos (Isa: 33:22,24).
 
3)  El Señor mismo dijo a traves del profeta Miqueas: “Yo les mostraré maravillas como el día que saliste de Egipto.” (Miq: 7:15-20).

4)  E Isaías volvió escribirles diciendo: Fortaleced las manos cansadas, afirmad las rodillas endebles. Decid a los de corazón apocado: Esforzaos, no temáis; he aquí que vuestro Dios viene con retribución, con pago; Dios mismo vendrá, y os salvará. Entonces los ojos de los ciegos serán abiertos, y los oídos de los sordos se abrirán. Entonces el cojo saltará como un ciervo, y cantará la lengua del mudo; porque aguas serán cavadas en el desierto, y torrentes en la soledad.

 El lugar seco se convertirá en estanque, y el sequedal en manaderos de aguas; en la morada de chacales, en su guarida, será lugar de cañas y juncos. Y habrá allí calzada y camino, y será llamado Camino de Santidad; no pasará inmundo por él, sino que él mismo estará con ellos; el que anduviere en este camino, por torpe que sea, no se extraviará (Juan: 14:6).   

No habrá allí león, ni fiera subirá por él, ni allí se hallará, para que caminen los redimidos. Y los redimidos de Jehová volverán, y vendrán a Sion con alegría; y gozo perpetuo será sobre sus cabezas; y tendrán gozo y alegría, y huirán la tristeza y el gemido (Isa: 35:3-10).

B.- Por la Apostasía:

Como bien sabemos, apostasía es negar la “Fe”… Negar lo que Él dijo y lo que Él hizo… Es… ¡Negar a Cristo”

El escritor a los hebreos dijo para los de su tiempo “Todos aquellos que vivían sin Dios en el mundo y los que pecábamos deliberadamente,  éramos  esclavos (Efe 2:11-18)  “De cierto, de cierto os digo, que todo aquel que hace pecado, esclavo es del pecado” (Juan: 8:34) y  Jesús dijo también  “A los que creyeron en él” — Ustedes son verdaderamente mis discípulos si se mantienen fieles a mis enseñanzas; y ¡Conocerán la verdad, y la verdad los hará libres! (Juan: 8:31-32).

Leyendo esto podemos entender claramente que antes de se despertados a la verdad de Dios, vivíamos en oscuridad, esa oscuridad que nos llevaba a ser esclavos,  y no del pecado; pues Jesús quien padeció en la carne, TERMINÓ con el pecado (1Ped: 4:1b); ahora al “Conocer y Entender” a Cristo el Señor  y sus enseñanzas, y sobre todo al mantenernos fieles a lo que Él, nos permite recordar conociendo la verdad; esa verdad nos hace libres de toda  esclavitud...

Ahora bien, por muchas generaciones  y la actual no es la excepción; la Iglesia ha estado llena de esclavos y no hablo en sentido espiritual sino naturalmente; esclavos de personas y aún de “Nosotros mismos” (1Tim: 4:16) o de “Guías espirituales” que a veces sin  temor de Dios son capaces de inventarse las normas más estrictas para que la gente de la Iglesia los “obedezca” y se “sujeten” a su autoridad… ¡Ciegos, guías de ciegos! Dijo Jesús (Mat:15:14b), Pablo dijo que eran “Hipócritas, mentirosos, con  la conciencia cauteriza…  ¿Por qué?

1)  Prohibirían casarse, un buen ejemplo de esto es (La Iglesia tradicional), mandarían abstenerse de alimentos, esto es “ayunos” como la mayoría de (Las Iglesias Cristianas Evangélicas) la cuales pondrían a participar de esto a los mismos creyentes, a todos aquellos que ¡No han conocido la verdad del evangelio…!  Cuando todo lo que Dios creó es bueno, y nada es de desecharse, si se toma con acción de gracias… (1Tim: 4: 1-5). 
2)  Y para que entendamos mejor la tremenda esclavitud en la que se mueven nuestros hermanos, a los creyentes aún en este tiempo los han puesto a  participar de los rudimentos de la doctrina de Cristo, tales como “Arrepentimientos de obras muertas,  fe en Dios, doctrinas de bautismos, imposición de manos, predicaciones acerca de la resurrección de los muertos y del juicio eterno” normas estas que al dejarlas, sería el primer paso para ir adelante a la perfección del conocimiento... Claro está… Esto haremos, (dejar YA), si Dios en verdad lo permite (Heb: 6: 1-3).  ¡El mismo irá despertando en cada uno, la medida que tenemos en Dios!

C.- Por el Libertinaje:

Todavía HOY algunos hombres como en el tiempo antiguo, siguen convirtiendo en libertinaje la gracia de Dios  y negándolo con sus hechos (Jud: 1:4), por lo que Pablo  dijo a sus discípulos: “Esto, pues, digo y requiero en el Señor: que ya no andéis como los otros gentiles, que andan en la vanidad de su mente, teniendo el entendimiento entenebrecido, ajenos de la vida de Dios por la ignorancia que en ellos hay, por la dureza de su corazón… (Efe 4: 17-23). 

Esta corriente esclavizadora sigue en vigencia todavía, se sigue manipulando a las personas en las iglesias porque les falta aún conocimiento (Ose: 4: 6), y lo siguen haciendo  con palabras tan trilladas como: 
“Si no sirves, no sirves”, “El que no vive para servir, no sirve para vivir” “Si no sirves, Dios no te bendecirá” “Si no sirves, no serás salvo” “Sino diezmas, el Señor no te bendecirá” “Sino compartes a otros el evangelio y se muere, su sangre será demandada de tu mano” “Dios no quiere cristianos mariposa, que anden de rama en rama” “Cuidado con tocar el manto del ungido” Cómo es posible eso?  ¿Hasta dónde ha llegado la falta de conocimiento y la ignorancia espiritual?

Pablo dijo a los de su tiempo: “Porque por gracia sois salvos por medio de la fe; y esto no de vosotros, pues es don de Dios; no por obras, para que nadie se gloríe” (Efe: 2:8-9)  ¿Está claro?, la salvación no es por OBRAS, sino por GRACIA y gracia es un REGALO DE DIOS.

  1. Despertando a los hermanos en Consciencia…  
Nacimos en libertad, somos libres, permanecemos libres y partiremos libres. “Todas las cosas, cuando son puestas en evidencia por la luz, son hechas manifiestas; porque la luz es lo que manifiesta todo.” Por lo cual dice: Despiértate, tú que duermes, y levántate de los muertos, y te alumbrará Cristo… “Por tanto, no seáis insensatos, sino entendidos de cuál sea la voluntad del Señor.” (Efe: 5:13-17). 

Nota:
HOY me atrevo a hablar de esto, porque yo mismo en algún momento de mi vida me sentí ESCLAVO de estas normas humanas, pero que por temor a Dios o al qué dirán o por temor a desobedecer a mis “autoridades espirituales” trataba de cumplir todas esas demandas, a pesar de no sentirme bien al hacerlo…

Las congregaciones, los lugares de reunión, las asambleas o las Iglesias como les llaman, deben ser comunidades donde las  personas se sientan LIBRES  respetando el buen sentido de la palabra ¡Claro está!, libres en el sentido espiritual, sin cargas que ni nosotros mismos podemos soportar, libres de NORMAS ESCLAVIZADORAS que no tienen ningún provecho real y mucho menos espiritual… Ejemplo:

Jesús hablando a la gente y a sus discípulos, les dijo: No hagáis conforme a sus obras, porque dicen, y no hacen...  “Porque atan cargas pesadas y difíciles de llevar, y las ponen sobre los hombros de los hombres; pero ellos ni con un dedo quieren moverlas.” Antes, hacen todas sus obras para ser vistos por los hombres. Pues ensanchan sus filacterias, y extienden los flecos de sus mantos;  y aman los primeros asientos en las cenas, y las primeras sillas en las sinagogas,  y las salutaciones en las plazas, y que los hombres los llamen: Rabí, Rabí… (Mat: 23:2-7). 

Personalmente no estoy no estoy de acuerdo con la esclavitud en las Iglesias  y espero en Dios, que Uds tampoco  (Efe: 5:14), no estoy de acuerdo en manipular  o adular a las personas para sacar provecho… ¡No es lo correcto, no está bien!

No estoy de acuerdo con “Delegar” a nadie ningún servicio en la congregación y mucho menos obligarlas con frases inventadas, solo para que de esa manera ellos sirvan a Dios ¿De qué sirve obligar a las personas a cumplir un sinfín de normas para que puedan servir?  El servicio en Dios debe ser de corazón y en libertad, no por compromiso, no por obligación y mucho menos por temor… ¡Eso es esclavitúd!

El servicio en Dios solo puede realizarse por AGRADECIMIENTO y no por otra cosa… “No sirvo porque si lo hago Dios me bendecirá más”, no, pues nosotros somos la misma bendición de Dios YA manifestada. Todo nos fue dado ya (2Ped: 1:3).

Los líderes, ministros, colaboradores, siervos,  pastores o como quieras llamarlos, no somos gente ya perfecta en el proceder, somos personas comunes y corrientes humanamente hablando; igual nos equivocamos miles de veces, igual todavía hay muchos errores que saltan a la vista… “Lo necio del mundo escogió Dios” (1Cor: 1:26-29) (2Cor: 10:6)…. Es el Señor mismo quien nos abrirá los ojos del entendimiento para poder ver espiritualmente la esclavitúd que no alcanzábamos a ver leyendo (Heb: 6: 3).


En conclusión:

Hagamos todo que tengamos a bien hacer en Dios, pero de buena gana, en el Señor y no para la gente. La Biblia es clara en decir que a quien servimos es a CRISTO y en quien servimos, es en Él;  y todo lo que hacemos en el ministerio es en Él, por Él y para Él,  y cuando el objetivo no es ese, entonces la intención del servicio se pierde… (Col: 3:23-24) se está en contravía…

Mi intención con esto que escribo no es causar una revolución en las Iglesias, al contrario mi objetivo es éste en  especial:

1.  Despertar conciencia en los pastores y líderes para no manipular, inventar normas u obligar a los hermanos a que sirvan al Señor, como si el Señor fuera la congregación, el templo, la asamblea, el bolsillo, etc…
2. Concientizar al creyente en Dios, quien es un servidor, que su servicio tiene que ser en agradecimiento al Señor,  debe ser por iniciativa propia, más allá de cualquier otra razón… Basta ya de tanto invento y manipulación que en las Iglesias se da…

Hoy quiero invitarlos a que reflexionen muy bien sobre lo que están haciendo, a que vuelvan al camino del verdadero propósito por el que le servimos a Dios, y ese propósito no tiene más razón de ser, que ¡¡¡AGRADECIMIENTO!!!

No hagamos esclavos en las Iglesias, no caigamos mas en esa mentira, y no “permitamos” que nuestros hermanos caigan, porque Dios es también a traves de ellos (Col: 3: 11) Somos UNO en Él, servidores de Él (Gal: 3: 28)… “Así, pues, téngannos los hombres por servidores de Cristo, y administradores de los misterios de Dios.”  (1Cor: 4: 1).

¿Qué, pues, es Pablo, y qué es Apolos? Servidores por medio de los cuales habéis creído; y eso según lo que a cada uno concedió el Señor. Yo planté, Apolos regó; pero el crecimiento lo ha dado Dios. “Así que ni el que planta es algo, ni el que riega, sino Dios, que da el crecimiento.”  Y el que planta y el que riega son una misma cosa; aunque cada uno recibirá su recompensa conforme a su labor. Porque nosotros somos colaboradores de Dios, y vosotros sois labranza de Dios, edificio de Dios (1Cor: 3: 5-9). 

Jesús dijo en su tiempo:
“Ustedes saben que los que se sienten jefes y grandes señores se portan como los amos del mundo e imponen su autoridad sobre todos.” ¡Pero entre ustedes no debe ser así!…  Yo vine a este mundo para servir a los demás. Vine para liberar a la gente que es esclava del pecado, y para lograrlo pagaré con mi vida” (Mar: 10:42-45) (Traducción en lenguaje actual).

Sant@s en Dios… Llegó el momento de dejar de servir al ojo humano, es tiempo de servir con libertad, con esa libertad con la que Cristo nos envió al mundo, esa libertad que nos permite que con el corazón agradecido podamos dar lo mejor de nosotros mismos  y es allí, solo allí, cuando nuestro servicio a Dios será perfecto, pues somos delante de Él, su grato olor de vida con un corazón libre…

Recordemos “Somos en este mundo la misma gloria, bendición y vida de Dios”

0 comentarios:

Nota:

Puedes depositar tu ofrenda en cualquiera de las oficinas de Davivienda, en (Daviplata) al N° 3122319222 a nivel Nacional a nombre de William Daniel Muñoz Molano C.C # 16680415 de Cali, o en cualquier oficina de Western Unión CC.16680415. En Colpatria N° 5872056409.

El apóstol Pablo escribió en (2Cor: 9:1-15) “Cuanto a la ministración para los santos, es por demás que yo os escriba”; pues conozco vuestra buena voluntad y generosidad, y no como de exigencia nuestra. Pero esto digo:

1) El que siembra escasamente, también segará escasamente; y el que siembra generosamente, generosamente también segará.

2) Cada uno dé como propuso en su corazón: no con tristeza, ni por necesidad, porque Dios ama al dador alegre. Y poderoso es Dios para hacer que abunde en vosotros toda gracia, a fin de que, teniendo siempre en todas las cosas todo lo suficiente, abundéis para toda buena obra;

3) Y el que da semilla al que siembra, y pan al que come, proveerá y multiplicará vuestra sementera, y aumentará los frutos de vuestra justicia, para que estéis enriquecidos en todo para toda liberalidad, la cual produce por medio de nosotros acción de gracias a Dios.

Porque la ministración de este servicio no solamente suple lo que a los santos falta, sino que también abunda en muchas acciones de gracias a Dios; pues por la experiencia de esta ministración glorifican a Dios por la obediencia que profesáis al evangelio de Cristo, y por la liberalidad de vuestra contribución para ellos y para todos; asimismo en la oración de ellos por vosotros, a quienes aman a causa de la superabundante gracia de Dios en vosotros.

¡Gracias a Dios por su don inefable!